Imprimir
0
0
0
s2sdefault
powered by social2s

Venado Tuerto recibe proyectos para generación de energía renovable por 45 millones de dólares y que tienen fuerte impacto en la creación de empleo

En estos tiempos en donde los denominados brotes verdes se cuentan con los dedos de una mano, Venado Tuerto recibirá dos grandes inversiones relacionadas con proyectos de energía renovable a partir de biomasa, ambas iniciativas suman un desembolso total de unos 45 millones de dólares y se calcula que generarán más de 400 puestos de trabajo.

Los emprendimientos -enmarcados en el programa nacional RenovAr- eligieron a la localidad del sur santafesino por su ubicación estratégica, en pleno corazón de un polo semillero en el que operan las principales empresas del sector, que serán quienes aporten el insumo principal para el proceso productivo.

Asimismo, el biodigestor  generará un subproducto de preciado interés para la zona: un fertilizante fácilmente comercializable en las explotaciones agrícolas del entorno.

El más ambicioso de los proyectos es el de la firma Biomasa Venado SA, que a través de una inversión de 35 millones de dólares construirá una planta con una potencia de 7 MW que estará operativa para finales de 2020.

La operatoria es realizada de manera conjunta por ADBlick Agro y BAS-Dominion, una alianza argentino española con fuerte presencia en el mercado eléctrico nacional (para los próximos cinco años prevén desembolsos por más de 300 millones de dólares).

Además de utilizar los subproductos de la industria semillera (ya tienen acuerdos con las cuatro más grandes: Dow AgroSciences, Nidera, Tecnoseeds y Syngenta), el biodigestor utilizará la biomasa vegetal que generan la poda en los municipios y comunas de la zona.

El gerente de negocios de ADBlick Agro, confirmó que en paralelo al de Venado Tuerto la firma está desarrollando un emprendimiento en Rojas: "Ambas localidades las elegimos por una cuestión logística, para reducir los costos pues en ambos casos se encuentran los principales polos de semilla de maíz del país".

El otro proyecto que empezará a tomar cuerpo en breve es llevado adelante por Seeds Energy Group, que tendrá una potencia de entre 3 y 4 MW, lo que representa al 5% de la energía que necesita la ciudad de Venado Tuerto.

De la misma forma que en el primer caso, la iniciativa tendrá otro modelo “en espejo” en la localidad bonaerense de Pergamino. Según informó la firma, la planta estará lista para fines de 2019 y tendrá un impacto positivo en las emisiones de dióxido de carbono equivalente a 1.450.000 litros de combustible.