0
0
0
s2sdefault

 Tuvimos en este mes dos fechas importantes que nos definen un poco lo que somos como país, en primer lugar, la creación de nuestro Himno Nacional, todos conocemos la versión resumida del oficial que fue sancionado el 11 de mayo de 1813, en la Asamblea General Constituyente. Cuenta la historia que la letra fue inspirada por el coro interpretado por el pueblo que le cantaba a la libertad, y así se escribieron los primeros versos de una canción patriótica y ya en 1810 había sido publicada en La Gaceta una primera canción patria.

 

Muy pocos saben que nosotros tenemos reglas establecidas por protocolo de Nación, aunque no seamos un país con un monarca, nuestras normas y costumbres a nivel sector publico están registradas en el  Decreto 2072/93 (Y sus modificaciones: Decreto 644/11-06-99 - B.O. 29.169 del 17-06-99 y Decreto 655/11-06-99), además del manual de protocolo y ceremonial.

 

El 25 de mayo se realiza en todo el país no solo en la capital una ceremonia llamada “Te Deum”  (en latín: "A ti, Dios", primeras palabras del cántico) es un cántico de acción de gracias que la tradición católica le atribuye a los Santos Ambrosio y Agustín. En él, se alaba y venera a Dios y se le ruega que venga en ayuda de sus siervos a quienes redimió con su sangre.

 

En Argentina, desde el primer gobierno patrio, se celebra agradeciendo a Dios por el surgimiento del Estado Argentino que proclamaría su independencia formal en 1816. Para la Iglesia, la patria es un don recibido, en cambio la nación es una tarea que convoca y compromete el esfuerzo de todos.

 

Siempre los feriados la familia se reúne, así que podemos aprovechar para hacer un menú Patriótico temático a la fecha.

 

 Como Entrada: empanadas carne y la tradicional de humita. Primer plato: locro o carbonada típica del NOA, el locro es un guiso a base de diferentes carnes y verduras, otro plato contundente y rendidor: una carbonada servida en zapallo con opción light. Para finalizar como Postre: Mazamorra, Un postre bien criollo hecho a base de maíz blanco o un típico de la mesa argentina, el arroz con leche.

 

Para la tarde: Escarapelas de membrillo, que llueva o no, siempre son bienvenidas las tortas fritas con mate

 

De Cena liviana: un guiso de lentejas suave.

 

Para  decorar podemos usar escarapelas, caminos rústicos de materiales como la arpillera o tramas de escoses. Centro de mesas con platas silvestres.