0
0
0
s2sdefault

 

Porcelanatos. Renovar los pisos en los distintos ambientes es una excelente forma de transformar el hogar y darle un nuevo estilo.

 

Los porcelanatos que compartimos en esta nota son pisos que imitan la madera a la perfección; para quienes buscan esa sensación de calidez y confort, o incluso un aspecto rústico, son una opción ideal que aporta nuevas texturas y acabados.

Importados de España, estos pisos ofrecen una amplia variedad de colores para poder adaptarse a diferentes usos. Desde destonificados y desgastados, donde cada pieza mezcla diferentes texturas y tonalidades para recrear maderas envejecidas y con personalidad, hasta las que recrean la madera en su estado más puro, en tonos que van desde el blanco, el gris, el caoba, para que aporten luz y suavidad a las estancias.

Estos pisos de porcelanato efecto madera ofrecen múltiples ventajas además de sus cualidades estéticas. A diferencia de los pisos de madera, son de fácil mantenimiento y limpieza, y ofrecen una gran resistencia al agua, a la humedad, al calor, al fuego, a golpes. No necesitan encerados ni pulidos, no pierden color ni envejecen. Además, se pueden instalar sin problemas en zonas húmedas como el baño o la cocina.

Dadas estas características, se adaptan a diferentes usos, ya sea doméstico, comercial e incluso industrial. Y se comercializan en las siguientes medidas: 1,20 m del largo x 0,23 cm de ancho.

Son pisos que enfatizan la belleza natural de la madera, que consiguen un impacto estético y de diseño, a la vez que funcional. Son diseños exclusivos para quienes desean lograr espacios únicos y elegantes con el toque cálido de la madera. Son una tendencia natural cada vez más presente en los hogares.

 

Fuente: Grupo Halcón Cerámicas