0
0
0
s2sdefault

Hay más de 60 proyectos en el Congreso que quieren cambiar la normativa en torno a este tema, y algunas empresas ya tomaron la delantera. La legislación en esta materia está muy retrasada, incluso en comparación con otros países de la región, como Uruguay y Chile

Por Paula Krizanovic / IPROFESIONAL

La filial argentina de la multinacional Microsoft anunció el miércoles que extenderá las licencias pagas por maternidad, paternidad, adopción y cuidado de familiares, muy por encima de lo que exige la ley vigente.

 

Si bien los beneficios que comunicó la compañía superan ampliamente el promedio de lo que obtienen los trabajadores locales -y lo que tendrán una vez que se cumpla con la extensión que prometió el presidente Mauricio Macri en su discurso de inauguración de las sesiones ordinarias del Congreso Nacional-, son muchas las empresas en el país que, ante la desactualización de la normativa, decidieron tomar cartas en el asunto y conceder mejoras no contempladas hasta el momento.

 

Es que en materia de licencias por maternidad y paternidad, la Argentina quedó muy retrasada incluso en relación a lo que ocurre en países de la región, como Uruguay y Chile, explicaron el miércoles expertos en la materia de Mercer, Unicef y el Centro de Implementación de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento (CIPPEC).

 

Más aún, no se toman en cuenta en la legislación vigente los casos de familias monoparentales, adopción, partos múltiples, extensiones por enfermedad o discapacidad, así como qué ocurre cuando los padres son del mismo género, etc.

 

Y recién se empiezan a discutir algunos proyectos que proponen, como ocurre en algunos países nórdicos, reformular el sistema para promover licencias familiares que no distingan por género sino por roles, y que eliminen el sesgo maternalista de la ley actual, que lleva impreso no solo una base meramente biologicista sino también el prejuicio de que es "tarea de la mujer" el cuidado de los niños.

 

Según reveló durante la presentación Gala Díaz Langou, directora del programa de Protección Social de CIPPEC, en el Congreso Nacional hay 61 proyectos que intentan actualizar este sistema de licencias.

 

"Esta cantidad de propuestas indica de que hay cierto consenso en que es necesario efectuar cambios. Pero por el momento ninguno de ellos aborda las licencias de manera integral, y dejan de lado lo que ocurre con los trabajadores informales y los monotributistas", destacó Díaz Langou.