0
0
0
s2sdefault

Nobles y agradecidas, estas plantas son muy fáciles de reproducir. Sólo hace falta seguir los pasos para poder multiplicarlas en distintos ambientes

Las suculentas están de moda. Son lindas, llenan de verde cualquier rincón, resultan fáciles para cuidar y además, pueden ¡multiplicarse!

 

Seguí los tips de la especialista María Martha Pizzi, de Con Sabor a Hogar:

1 - Lo primero y fundamental a tener en cuenta es el sustrato o mezcla que utilicemos para que enraícen rápidamente y obtener nuevas plantas.

La mezcla debe estar compuesta por:

Dos partes de tierra negra

Una parte de compost

Tres cuartas partes de arena gruesa

Media parte de vermiculita

Carbón vegetal picado

 

2 - Poner en variados recipientes, con buen drenaje y comenzar la multiplicación.

 

3 - Multiplicación por división de mata: retirar una plantita del conjunto, enterrar el tallo en la mezcla, cubrir con piedritas y rociar suavemente con agua.

-Multiplicación a partir de hoja: tomar una hojita de la suculenta elegida y dejarla unos días en un recipiente seco hasta que en la hoja se produzca un callito.

De ahí, surgen las nuevas raíces y el brote de la nueva planta. Las especies que responden bien a esta técnica son las echeverias y graptopetalum.

 

-Multiplicación a partir del tallo (esqueje) o "gajito": en este caso,

 

preparamos la maceta con la mezcla para suculentas, enterramos parte del tallo en la mezcla y rociamos suavemente. Los aeonium son un buen ejemplo de este tipo de multiplicación.